• 11-08-2022
  • Buenos Aires, 15°C

Semifinales

USA – Lituania

Cuando comenzó el proceso, Usa Basketball, el ente que regentea a la selección de Estados Unidos, tuvo que enfrentar un sin fin de problemas, con una deserción de jugadores escandalosa y masiva, que llegó a ser total con respecto al equipo que salió campeón en Beijing 2008 y que puso en duda la competitividad que podría exhibir en este torneo. Incluso los mismos cortes hecho por el entrenador despertaron todo tipo de dudas armando un equipo de 12 jugadores con un solo pivote.

Sin estrellas rutilantes, con Kevin Durant como buque insignia, hasta hoy han sido el equipo más compacto, más temible y de mejor producción del torneo. Con una intensidad defensiva acorde al juego, que sube cuando el rival lo exige, sacan ventaja de su enorme capacidad física. Imponen una presión constante sobre la línea de pases que desarticula las ofensivas estacionadas, y construyen el ataque rápido con la facilidad de los mejores Dream Team. Porque no decirlo, el Dream Team no solo se arma con nombre.

Este equipo adoptó un molde FIBA sabiendo neutralizar los tiempos del juego europeo, aunque es muy frecuente que caiga en la común anarquía de jugar uno contra uno cuando tiene que enfrentar el ataque estacionado, lo hacen con la conciencia de su talento y capacidad. No son perfectos, pero son el mejor equipo en poder explotar sus fortalezas. Siempre tienen diez minutos demoledores.

Kevin Durant promedia 19.7 puntos, Billups 11.5 pts, Gordon 10.5, Rose y Westbrook 8.1 pts en el marco de un equipo que distribuye bien el goleo. En equipo tienen 41.1 rebotes de promedio siendo el mejor de la competencia en ese aspecto.

Lituania viene de jugar el partido más completo de los últimos años, con un plante táctico brillante y una ejecución de lujo. La intensidad defensiva del largo plantel lituano puede conseguir ventajas y emparejar la media cancha de Estados Unidos. Ese ataque constante al hombre con balón, la presión asfixiante para sacar a su rival del molde pueden ser armas decisivas hoy. Lituania tiene la obligación de bajar el goleo yanqui al menos en el orden de los 70/80 puntos para soñar con ganar, sobre todo porque no puede especular con lanzar con la misma efectividad que contra Argentina.

El goleador del equipo es Linas Kleiza con 19.1 pts, Macilius lo sigue con 9.9 pts, Kalnietis 9.1 pts y Pocius 8.7 pts.

Ambos equipos han llegado a la semifinal en condición de invictos. Estados Unidos ganando el grupo B, superando a Croacia (106-78), Eslovenia (99-77), Brasil (70-68), Irán (88-51), Tunez (92-57), ya en octavos trituraron a Angola 121-66 y a reglamento a Rusia 89-79. Llevan 95 pts a favor (1eros en el torneo) y 68 pts en contra.

Lituania en tanto se impuso en el grupo D superando a Nueva Zelanda (92-79), Canadá (70-68), España (76-73), Francia (69-55) y Líbano (84-66). En octavos fácil ante China (78-67) y el inolvidable partido ante Argentina (104-85).

Turquía – Serbia

Turquía vive un momento histórico, el domingo celebra un referéndum que puede cambiar su constitución, pero antes, el sábado, un partido de básquetbol puede cambiar la historia de su deporte. Para evitar hacer realidad el sueño de todo un país estará la Serbia de Teodosic y Krstic.

Serbia será un rival de máxima respuesta entre Turquía y su sueño de campeonato. Esta selección joven que ya ha noqueado a la actual campeona, España, y que se abre paso en el básquetbol con una nueva camada de jóvenes talentos. Es por lo tanto un rival temible al que no asusta el ambiente y la presión de un estadio que será un infierno.

Para Kosta Perovic, pívot de la selección serbia, la semifinal del sábado “va a ser un partido muy difícil” y avisa que ya se han acabado las grandes diferencias entre los equipos que sobreviven en el torneo. “Ahora nadie puede ganar por muchos puntos. Bueno, Turquía lo hizo el otro día, pero en semifinales no va a pasar”, señala. El nuevo jugador del Regal F.C. Barcelona recuerda que antes de este duelo, la historia reciente les favorece porque “les hemos ganado dos partidos en la preparación” aunque advierte que “ahora es diferente porque es una semifinal y porque juegan en casa, con el apoyo de 15.000 personas. Estamos en un buen momento y debemos entrar en el partido fuertes y siendo inteligentes”.

Sin duda que el factor cancha tiene una importancia vital en el encuentro. El hecho de jugar con el público a su favor, seguro que animará al equipo turco, pero Kosta Perovic saca a relucir el carácter serbio y recuerda que lo que les espera en semifinales: “Es, más o menos, lo que tienes en Belgrado. Para nosotros, Serbia, no es nada nuevo jugar delante de espectadores ruidosos”. Novica Velickovic está igualmente convencido que el ambiente jugará un papel menos importante de lo que la gente piensa. El ala pívot del Real Madrid asegura que “no estamos preocupados. Debemos jugar y llevar el control del encuentro. Contra España llevamos casi todo el tiempo el control del partido y eso es importante para nosotros. No tememos al rival, aunque sí que espero un partido muy duro”.

Velickovic lanza una de las claves del triunfo: el control del partido. En las rondas previas Turquía ha basado sus victorias en grandes inicios donde consiguieron amplias rentas en el marcador que hundieron anímicamente a sus oponentes y convirtieron el estadio en una fiesta. Para Perovic es muy importante que su selección “empiece muy dura para tener un buen resultado en el inicio de partido, que no deje que el público se crezca y anime a sus jugadores. Será muy importante que al comienzo del partido consigamos diferencias favorables en el marcador”, reconoce. Quizá si lo consiguen, podrán hacer que toda la presión pase a su rival y Turquía, delante de tanta afición ilusionada, se precipite y le entren los nervios por ganar. “A veces la presión es mala. Si ellos juegan bien ayuda, pero en otras ocasiones puede ser perjudicial”, avisa Velickovic.

Turquía llega como invicta con triunfos en su grupo C ante Costa de Marfil (86-47), Rusia (65-56), Grecia (76-65), Puerto Rico (79-77) y China (87-40), luego en octavos de final pisaron a Francia 95-77 y en cuartos a Eslovenia 95-68. En total suman 83.3 pts a favor y 61,2 puntos en contra. Su goleador es Ilyasova con 13.5 pts, seguido de Turkoglu 11,3 y Asik 10.0. pts.

Serbia por su parte es el único de los semifinalistas que no llega invicto, habiendo caído ante Alemania por 81-82. En su grupo A superaron a Angola 94-44, a Jordania 112-69, Australia 94-79 y Argentina 84-82. En octavos se impusieron agónicamente a Croacia 73-72 para luego superar a España 92-89 con el triple agónico de Teodosic.

www.pickandroll.com.ar y acb.com

COMENTARIOS (0)

DEJA UN COMENTARIO